Palmera

Palmera
Palmera con Peñón

miércoles, enero 12

Kim ki du, el arte del silencio




Kim Ki Du, director coreano.Película primavera, verano, invierno y otra vez primavera. Un director que a través del silencio, con las imágenes y los actores casi mudos deja al espectador conmocionado.




Bi-jin , traducida en España como Hierro 3, sobre la violencia ejercida por un marido que juega al golf ( con un palo llamado hierro3)  hacia su mujer.Alguien la descubrirá y surgirá un amor muy especial entre los dos.Es una película muda, de Kim ki Du.

4 comentarios:

  1. He de reconocer que el cine oriental, a la mayoría de la gente no les gusta. Y es precisamente lo que tu alabas, el silencio. No soportan esas escenas largas, casi sin sonido, con imágenes casi fijas. Dicen que es muy lento y soso.
    Yo sé, que no es fácil que el cine oriental guste (menos las de Kung fu y Karate) son culturalmente muy distintas, contrapuestas diría yo, como sus culturas.
    Solo gusta lo de moda, ropa, música, Manga, y esas cosas, pero tienen que estar muy occidentalizadas para que guste.
    Como ya sabes, me fascina mucho el cine oriental (Bueno, todo).
    Un besazo y recuerdos a tu Madre. Siempre que hablas de oriente la recuerdo.

    ResponderEliminar
  2. Me da igual, ellos se lo pierden, Dani. A mí me gustan mucho.Y si compartimos esto también, pues mejor que mejor.
    Practico taichí y cuando puedo meditación, por tanto me gusta lo lento, la contemplación...si se practica veinte minutos diarios,tu vida cambia.Verónica Forqué también pracica y no he conocido a nadie tan sonriente y apacible en mi vida.Además de determinada.
    Mi madre vive en su dodjo particular, no se enfada jamás, no tiene ordenador , ni móvil y le daré recuerdos de tu parte.
    Algún día hemos de quedar para meditar y fotos ¿No?
    ¿Sabías que Kim ki Du practica taichi y aikido? y que si le aprecian en latinoamerica y alemania?
    Tiene tres o cuatro pelis más, sobre la honestidad de un padre, y las bienintencionadas maneras de un viejo que adopta a una cría.
    Un abrazo y que tengas un buen día

    ResponderEliminar
  3. Para las fotos cuando quieras, pero meditar hace mucho que no lo hago, por lo menos al estilo tradicional. Al final de los años uno se forma, se trabaja su propio estilo de meditar.
    Sobre Verónica, si lo sabia. Un día vi una entrevista en la que lo explicaba y, de todas las maneras esas cosas se notan. La vida interior, el silencio de cada uno se nota en el exterior de cada uno.
    Un abrazo Virginia

    ResponderEliminar