Palmera

Palmera
Palmera con Peñón

lunes, enero 23

Los mitos y mitificar


 Idealizaba, como cualquier niña chica a Doris Day. A Jane Fonda. Hasta que me idealizaron a mí y dejé de ser mitómana. ¿Si somos especiales los actores, actrices, bailarines, cantantes, futbolistas, músicos, pintores, dibujantes...?
 Al parecer, salir en la tele o en el cine te convierte en alguien inalcanzable y fuera de la realidad cotidiana. Y las personas comunes necesitamos  mitos y mitificar para depositar todas las cuitas, resentimientos, miserias, vidas, expectativas, deseos, necesidades y penas,
 Cuando me convertí en mito , sex-symbol, actriz "seria" fue curiosos como me idolatraban y se asombraban de que fuera por la calle como cualquier persona cotidiana, al supermercado, con mi hijo, mi marido...algunas mujeres en el mercado me decían a la cara lo fea que era "al natural", otros me señalaban y me insultaban por salir desnuda en algunas películas (sobre todo un vecino que andaba con un telescopio y se dedicaba a mirar a las vecinas por la ventana.
  Luego están los morbosos y las morbosas y se creen con derecho a decirte palabras obscenas o a querer contratar tus servicios como si te dedicaras a la prostitución. Otros llegaron a entrar en el domicilio de una actriz y violarla.
 Tu intimidad, tu derecho a la intimidad queda roto. Y si lo defiendes te llegan a decir : "¿Te crees la reina de los mares?"
  Recuerdo a Pepa Flores. Ella ha conquistado su derecho a ser una persona común y anónima tras muchos años de retirada y harta de su estigma como niña prodigio y de trabajar como una mula de carga.Enlazando películas tras otras en las que no podía negarse a intervenir. Recuerdo que se volvió a Málaga después de que su marido Antonio Gades , el magnífico bailarín y comunista, abandonara a Pepa Flores en Altea con tres hijas pequeñas  por una rica empresaria muy joven suiza. Lo lamentó Gades. Y Pepa encontró el refugio en su madre y hermana. Se rehizo, montó una pizzería y se dejó conocer por un hombre que nada tenía que ver con el mundo del "artisteo", más joven que ella y buen hombre. Marisol, hoy Pepa Flores no quiere intervenir en ninguna película, aunque le hayan ofrecido grandes sumas de dinero. Da clases dos veces en semana para personas con minusvalías severas y apoya a sus hijas en alguna actuación. Por lo demás, sus principios de izquierda siguen siendo los mismos pero acude solo a las manifestaciones que ella elige.
   Ser actriz con "fama" popular es un incordio. No es un trabajo común. has de estar disponible las 24 horas, saber bailar, cantar y componer personajes muy distintos. No es moco de pavo. Construir un personaje es una tarea que puede llevar un año (si quieres que sea creíble) y llevar pelucas, maquillajes especiales, vestuarios a veces complicados, ensayos de mesa, ensayos de pie, equivocarte mucho y saberte toda la obra, no solo tu personaje, si no todos los personajes y el cometido que desempeñas en la función o en la película. No es solo recitar un texto. Estamos expuestos a todas las críticas y el público, en este país a veces es muy puñetero y no valora ese trabajo. Valora que "estés güena o que seas bellísima" y fisgonear en tu vida privada.
  Me tomé mi tiempo para decidir si quería retirarme de esta profesión, No solo la endometriósis fue un menoscabo que me llevó 10 veces al quirófano (he de agradecer a todos los equipos de producción que esperasen mi convalecencia) fue la ausencia de vida personal propia y de la llegada de un hijo al que quise darle raíces , arraigo, amigos, compañeros de estudios, un barrio...un lugar fijo , unos períodos de tiempo natural para madurar, a su tiempo, no a marchas forzadas y de país en país.
  Hoy (a punto de una nueva operación quirúrgica del hombro izquierdo) cuando arrecia un temporal frío y lluvioso en Valencia, dispongo de tiempo para ver películas de directores que admiro con actrices a las que he seguido por su buen hacer como Diane Weist, Robin Right, Glenn Close, Charlotte Rampling, Sissy Spaceck, Diane Keaton, Victoria Abril, Penélope Cruz, Carmen Maura, Rosa María Sardá, Cecilia Roth...actrices que admiro por su relajación a la hora de interpretar. Que es lo más importante en cualquier actuación. Centrarse en lo tuyo y salir muy relajado/a a escena para poder percibir, escuchar y desarrollar tu trabajo bien. En los cursos de Michel Caine, él siempre deja constancia de esta pieza fundamental para cualquier actor/actriz : Lo más importante es no tener prisa, estar en calma para poder jugar a ser.
  Y precisamente Michel Caine o cualquiera de las actrices que he enumerado destacan por eso. Son , uno más, no son Michel Caine o Diane Weist en tal película. Forman parte del engranaje, no van a destacar. Personas corrientes.
  No me gusta que me mitifiquen. Soy corriente, más bien tímida, hablo poco, me constipo, me caigo, me levanto, juro en hebreo y en arameo, suelo hacerme mi comida, juego con mis gatos , me río, lloro, toso, apenas me maquillo, soy a veces muy antipática y cortante...Nunca me gustaron los "artistas" que van de eso, con unos egos que se lo pisan, hablando todo el día de lo mismo (supongo que en cualquier profesión ocurre lo mismo) prepotentes, cobardes, que miran por encima del hombro, que son capaces de darte mil puñaladas traperas con tal de obtener lo que quieren...pero eso es todas las profesiones.
 Mi tía María Luisa y yo recién operada del hombro "capsulitis adhesiva" derecho hace 10 años. Abajo Yo misma, ahora, sin maquillaje y despeinada/peinada, con el hombro izquierdo "igualico" que el derecho.Buuufff.
Añadir leyenda

No hay comentarios:

Publicar un comentario